domingo, 30 de octubre de 2016

De las torturas medievales, a los femicidios

De las torturas medievales, a los femicidios

Las prácticas violentas ejercidas hacia las Mujeres no es algo de los últimos años, forma parte de la cultura de la humanidad, y todas ellas son prácticas medievales en especial en América después de la llegada de los conquistadores, se realizaban en su gran mayoría en las Mujeres, hoy cambiaron las formas pero siguen siendo las mismas.

En la última década venimos hablando de Femicidio un termino que muchos le atribuyen a Marcela Lagarde (Mexicana), en realidad el término se acuñó en los años 70, y fue Carol Orlock (Escritora Estadounidense) quien en un libro que nunca llegó a publicar utilizó el término Femicidio o Feminicidio (Mujeres asesinadas por incineración), el término Femicidio fue utilizado por primera vez en forma pública a mediados de los 70 por Diana Russell (Feminista Sudafricana) en crímenes contra Mujeres en Bruselas. en Argentina empezamos a hablar de Femicidio, después del asesinato por incineración de Wanda Taddei, a manos de su pareja, la muerte por el empalamiento de Lucía Pérez, son dos casos terribles que tienen en común las prácticas medievales arraigadas en la cultura violenta y machista de la sociedad.

Estas prácticas como escribí al principio no son nuevas, en la época medieval ya se empleaban, La Hoguera, un método utilizado por la Iglesia en “La Inquisición o Santa Inquisición” como forma de tortura en especial en las Mujeres, tuvo en América Latina (La Inquisición Española 1478 - 1821) la mayor cantidad de Mujeres víctimas asesinadas, incineradas por esté método, más que en Europa, las causas por las que se hacían era sólo por su Condición de Mujer, que vivía sola con sus propios recursos, tenían conocimientos sobre medicina, herboristería, vivían alejadas de las ciudades, se las llamaba “brujas”, tan sólo por eso eran condenadas a ser quemadas en la hoguera. El empalamiento también era una forma de tortura medieval en el se empleaba La pera de la angustia, o Pera de la Inquisición era utilizada en hombres, y mucho más en las Mujeres, este sistema aberrante de tortura se aplicaba en la vagina o en el ano, hasta aumentar su tamaño, destruir el órgano o producir la muerte de la Mujer, por desgarro y sangrado.

La cultura de la violación está muy arraigada en América Latina, está práctica formaba parte de lo que se conoce como Prima Notte o Derecho de Pernada, habitual en el medioevo, el dueño de las tierras, el sacerdote, el empleador, el político a cargo de ese pueblo, ejercía ese derecho, ante la Mujer virgen que se casaba, las Mujeres víctimas de violencia sexual solían ser las esclavas, las que formaban parte de la servidumbre, las indígenas, las campesinas, las inquilinas, está práctica muy habitual en América Latina, se llevó adelante hasta mediados del Siglo XX.

Estas costumbres no dejaron de realizarse sólo se ocultaron, se maquillaron, en suicidios, en crímenes pasionales, la cultura de la violencia hacia la Mujer, es una práctica habitual, la cultura de la violación, sigue estando presente, la Mujer joven adolescente, es la más vulnerable, donde un grupo de victimarios hombres, ejercen su poder sobre la Mujer, debemos recordar y ser muy clara/os “la violación es un acto de poder hacia la Mujer”.


Hasta que no empecemos a erradicar las culturas violentas hacia las Mujeres, a educar en igualdad de género, tanto a Mujeres, como a Hombres, estas prácticas violentas ancestrales arraigadas en la sociedad, seguiremos diciendo en América Latina, #NiUnaMenos, #VivasNosQueremos, #BastadeEstupro.

Stella Maris Leone Geraci
Artista Feminista, Artivista







sábado, 22 de octubre de 2016

Simone de Beauvoir, Susana Thénon le responden a Eduardo Galeano

Simone de Beauvoir, Susana Thénon le responden a Eduardo Galeano


Cuando en 2008 empecé a realizar obra con la temática de género, muchas mujeres y también los hombres me hicieron llegar el texto de Eduardo Galeano, La mujer sin miedo, el cual leí, una vez, dos veces, escuche en la voz de mujeres, de hombres y debo decir que me generaba algo de ruido (es decir no me terminaba de convencer), con los años se va haciendo más grande el ruido, a cada acto que iba, relacionado con el tema de violencia de género, un hombre recitaba el texto, y ….. mi ruido seguía creciendo; en estos días con motivo de la Marcha y El Paro Nacional de Mujeres, todos publicaban el texto que voy a compartir:

Hay criminales que proclaman tan campantes 'la maté porque era mía', así no más, como si fuera cosa de sentido común y justo de toda justicia y derecho de propiedad privada, que hace al hombre dueño de la mujer. Pero ninguno, ninguno, ni el más macho de los supermachos tiene la valentía de confesar 'la maté por miedo', porque al fin y al cabo el miedo de la mujer a la violencia del hombre es el espejo del miedo del hombre a la mujer sin miedo."

Mientras preparaba una clase, me volví a encontrar con la Querida Simone de Beauvoir, en El segundo sexo donde escribe:

!¿La mujer? Es muy sencillo, afirman los aficcionados a las fórmulas simples: es una matriz, un ovario; es una hembra: basta esta palabra para definirla. En boca del hombre, el epíteto de “hembra” suena como un insulto; sin embargo, no se avergüenza de su animalidad; se enorgullece, por el contrario, si de él se dice: “!Es un macho¡”. El término “hembra es peyorativo, no porque enraíce a la mujer en la naturaleza, sino porque la confina su sexo; y su este sexo le parece al hombre despreciable y enemigo hasta en las bestias inocentes, ello se debe evidentemente, a la inquieta hostilidad que en él suscita la mujer; sin embargo, quiere encontrar en la biología una justificación a ese sentimiento. La palabra hembra conjura en su mente una zarabanda de imágenes: un enorme óvulo redondo atrapa y casta al ágil espermatozoide; monstruosa y ahíta, la reina de los termes impera sobre los machos esclavizados; la mantis religiosa y la araña, hartas de amor, trituran a su compañero y lo devora; la perra en celo corre por las calles, dejando tras de sí una estela de olores perversos; la mona se exhibe impúdicamente y se hurta con hipócrita coquetería; y las fieras más soberbias, la leona, la pantera y la tigra, se tienden servilmente bajo el abrazo imperial del macho. Inerte, impaciente, ladina, estúpida, insensible, lúbrica, feroz y humillada, el hombre proyecta en la mujer a todas las hembras a la vez. Y el hecho es que la mujer es una hembra. Pero si se quiere dejar de pensar por lugares comunes, dos cuestiones se plantean inmediatamente: ¿Qué representa la hembra en el reino animal? ¿Qué singular especie de hembra se realiza en la mujer?”

Y mi mente no podía dejar de pensar si no hubiera sido una de las tantas respuestas que Simone (perdón por la confianza, pero es que ya te siento casi amiga) le diera a Galeano, debo ser honesta no es de mis escritores favoritos, no es de los que recomiendo, y seguramente me ganaré el enojo de sus admiradora/es, en estos días volví a leer la poesía de Susana Thénon, la cual voy a compartir:

¿por qué grita esa mujer?

¿por qué grita esa mujer?
¿por qué grita?
¿por qué grita esa mujer?
andá a saber

esa mujer ¿por qué grita?
andá a saber
mirá que flores bonitas
¿por qué grita?
jacintos margaritas
¿por qué?
¿por qué qué?
¿por qué grita esa mujer?

¿y esa mujer?
¿y esa mujer?
vaya a saber
estará loca esa mujer
mirá mirá los espejitos
¿será por su corcel?
andá a saber

¿y dónde oíste
la palabra corcel?
es un secreto esa mujer
¿por qué grita?
mirá las margaritas
la mujer
espejitos
pajaritas
que no cantan
¿por qué grita?
que no vuelan
¿por qué grita?
que no estorban
la mujer
y esa mujer
¿y estaba loca mujer?

Ya no grita

(¿te acordás de esa mujer?)

Es por eso que me apropie de las palabras de Simone de Beauvoir, de Susana Thénon, a modo de respuesta, para el texto de Galeano que me sigue generando un gran ruido, a pesar de los años, en que lo escucho, lo leo, sigue sin ser de mis preferidos, el cual veo lleno de cliché, de convencionalismo, como quien escribe algo para quedar bien.

Stella Maris Leone Geraci
Artista Feminista, Artivista




lunes, 17 de octubre de 2016

El arte feminista hoy... Publicado en Píkara Magazine

El arte feminista hoy... Publicado en Píkara Magazine

El término feminismo no se refiere a las mujeres como objetos de amor u odio, ni siquiera como objetos de injusticia social, sino que desarrolla la perspectiva que las mujeres aportan como sujetos, una perspectiva cuya existencia ha sido ignorada hasta ahora”

Virginia Woolf

El texto completo de mi artículo fue publicado en Píkara Magazine.

También lo pueden leer en mi blog:



domingo, 16 de octubre de 2016

#DíadelaMadre

#DíadelaMadre

En este día no puedo dejar de mencionar a TODAS LAS MADRES que perdieron a sus HIJAS víctimas de la #ViolenciaMachista

En este día no puedo dejar de mencionar a TODA/OS LA/OS HIJA/OS que perdieron a sus MADRES víctimas de la #ViolenciaMachista

En este día no puedo dejar de mencionar a TODAS LAS MADRES E HIJA/OS que día a día sobreviven a la #ViolenciaMachista

En este día no puedo dejar de mencionar a TODAS LAS MADRES que día a día luchan por sus HIJAS víctimas de la #ViolenciaMahcista

En este día no puedo dejar de mencionar a TODAS LAS MADRES víctimas de la #ViolenciaMachista que no logran acceder a la Justicia

En este día no puedo dejar de mencionar a TODAS LAS MADRES víctimas de #ViolenciaMachista que el Estado deja a su suerte.

Stella Maris Leone Geraci
Artista Feminista, Artivista






viernes, 14 de octubre de 2016

#ParoNacionaldeMujeres

#ParoNacionaldeMujeres

A NOSOTRAS nos golpean
A NOSOTRAS nos acuchillan
A NOSOTRAS nos queman
A NOSOTRAS nos violan
A NOSOTRAS nos empalan

Miércoles 19 de Octubre de 2016

Stella Maris Leone Geraci

Artista Feminista, Artivista




lunes, 10 de octubre de 2016

Mujeres en marcha

Mujeres en marcha

Líbranos de la autoridad del padre, del hijo y del espíritu santo, para que seamos las que decidamos por Nosotras”
Oración por el aborto legal y gratuito en el 31° ENM


En los últimos años Latinoamérica está teñida por las marchas organizadas por las Mujeres, a la tradicional marcha que se realiza todos los años en el mes de Octubre, en distintintas ciudades de Argentina, en el marco del ENM (Encuentro Nacional de Mujeres), se le sumaron las marchas que surgieron en Argentina #NiUnaMenos, replicado en varios países del continente, Vivas nos Queremos en México, las dos contra la violencia machista, y No Más Estupro en Brasil contra la violencia sexual, nos hace sentir que hay una nueva mujer, que está saliendo de su entorno doméstico, para alzar la voz por Todas Nosotras las Mujeres.

El ENM en su edición número 31 tuvo un reclamo unificado el aborto legal y gratuito, este años se realizó en la ciudad de Rosario, Santa Fe, Argentina, con más de 70.000 Mujeres de todas las edades, de distintos puntos del país y de otros países participaron en las distintas jornadas que se realizaron en ámbitos cerrados y en espacios públicos, los encuentros desde siempre finalizan con una marcha, que en los últimos años se ve teñida por la represión policial, cuando se pasa por la Catedral de la ciudad en la que se realiza el encuentro, la represión no es casual, es querer decirnos a Nosotras las Mujeres en Marcha, que debemos volver a nuestros hogares, al lugar en el que la cultura machista, el poder político y religioso quiere que la Mujer siga ocupando, nos quiere lejos de la política, la cultura y hasta alejadas de Nosotras mismas.

Las dos marchas multitudinarias del #NiUnaMenos que tiene como centro la Plaza de los Dos Congreso (Ciudad Autónoma de Buenos Aires) y se replica en las distinas ciudades del país, también nos une a las mujeres, junto a nuestras familias, para marchar en contra de la violencia machista, donde las mujeres somos víctimas de un tipo de violencia día a día, si a esto le sumamos la terrible estadística que llevan adelante organizaciones no gubernamentales con la cifra de una mujer muerta cada 30 horas en Argentina, en los últimos años, hizo que tomáramos las calles para gritar por Nosotras.

México quizás uno de los países más machistas de la región tiene altos índices de Mujeres víctimas de la cultura machista, muertas, desaparecidas, no importa el como, seguimos siendo Nosotras las que perdemos la vida, en 2016 en la ciudad de Río de Janeiro, Brasil una joven de 16 años fue víctima de la violencia sexual, un grupo de hombres violaron en forma colectiva a la adolescente y luego hicieron alarde del mismo acto en las redes sociales, este fue el motivo por el cual las Mujeres Brasileñas salieron a la calle a gritar en contra de cultura de la violación, que impera en el país.

Para muchas Mujeres lo que está pasando en Latinoamérica en los últimos años es considerado como una nueva Primavera Feminista, o Primera Violeta, ahora son las Mujeres quienes salimos a tomar las calles para reclamar por nuestras vidas, por la feminización de la pobreza, somos Nostras las mujeres las más perjudicadas por la cultura y la política machista que se impone en los países de la región, las políticas económicas, culturales, de salud, trabajo y social, excluye a la Mujer volviéndonos invisibles al no ser tenidas en cuenta.

Las Mujeres Artistas que tenemos una larga tradición de tomar las calles, también participamos de las marchas en nuestro doble rol de mujer - artista mujer, realizando acciones colectivas e individuales, pegatinas callejeras, performance, dejando nuestro cuerpo de arte en la calle, el mismo cuerpo de arte que estuvimos produciendo en la soledad de nuestros talleres, para salir a gritar y unirnos al resto de las Mujeres en el reclamo de una vida sin violencia machista.

Stella Maris Leone Geraci
Artista Feminista, Artivista






sábado, 1 de octubre de 2016

Los declaro culpables de Femicidio

Los declaro culpables de Femicidio

El estado, el poder judicial son culpables de femicidio, por ignorar, por no actuar, por tener entre sus filas a victimarios de nosotras las mujeres.

En la última semana una mujer fue encontrada muerta por día en la República Argentina, el Poder Judicial desestimó en el caso de Ayelén la denuncia contra su padre, Ella tuvo dos victimarios, la Justicia y su asesino; el Estado puso y pone en posiciones estratégicas a Mujeres para que ocupemos cargos y así blanquear la imagen machista y patriarcal, no importa si fueron Presidentas, si hoy son Gobernadoras, si son Intendentas, la realidad indica que siguen siendo machistas y patriarcales.

No, nos matan desde hace un año, nos vienen matando históricamente, cuando empecé mi trabajo formal con el tema de la violencia hacia la mujer, en 2007 eran 150 mujeres que morían por año víctimas de la violencia de género en menos de 10 años la cifra se dupicó, las estadisticas oficiales y no oficiales, dice que TODAS NOSOTRAS sufrimos un tipo de violencia a lo largo de nuestra vida, este año durante un mes hice mi propia encuesta sobre violencia machista y no es muy diferente de las que se publican oficiales.

No necesitamos irnos al interior de la República Argentina para ver un estado machista que alberga a violentos, en alguna intendencia del conurbano bonaerense, seguramente si escarbamos un poco bajo las nuevas y viejas caras de los machos políticos, nos vamos a encontrar con quienes ocupan cargos y algunas vez tuvieron o tienen prostíbulos, nos vamos a encontrar con acosadores de mujeres, que por estar en cargos de públicos ahora acosan a sus subordinadas mujeres y Ellas por tener miedo a perder su trabajo no hacen la denuncia, además el macho político le pondría tantas etiquetas que además de ser acosada, de ser victima de la violencia psicológica que ejerce el macho político, también sufriría la humillación de sus pares mujeres y hombres, sólo por ser Mujer y denunciar, más allá de que esos municipios se llenan la boca teniendo Secretarías de la Mujer, Mesa Local de Género, organizan reuniones sólo para un grupo de mujeres, pero no hablan para las mujeres que trabajan en las oficinas municipales; esos acosadores, proxenetas, violentos deberían estar algunos por su edad avanzada en su casa, otros fuera de los cargos públicos, por qué los machos políticos saben quienes son los que ocupan los cargos, pero como se deben favores, le cubren sus espaldas.

El estado Nacional, Provincial, Municipal, la Justicia es Culpable de Femicidio, es el segundo victimario de una mujer y el más terrible que puede tener una mujer víctima de violencia de género; por qué premia con un cargo al victimario y por qué no le importa en Nada la vida de Nosotras las Mujeres.

Stella Maris Leone Geraci